Tres planes de enoturismo con niños

Noticias: 

Los niños quedan a menudo excluidos de los programas de enoturismo tradicionales, aunque también hay un progresivo aumento de talleres y actividades específicamente dirigidas a lograr que los más pequeños se interesen por la historia y la cultura del vino. Conocer los paisajes vinícolas, participar en una vendimia o descubrir el proceso de elaboración son una forma de disfrutar del mundo del vino a cualquier edad.

 

Catas de mosto natural de uva, degustaciones de gominolas o frutas asociadas con los aromas del vino o visitas a los museos del vino son algunas de las actividades que han permitido extender el enoturismo al universo de las familias.

 

La Heredad Segura Viudas acaba de inaugurar su oferta enoturística específicamente dirigida al público infantil y familiar. En un formato de media jornada, los asistentes son recibidos en la masía con un almuerzo de viña antes de emprender un recorrido para descubrir y conocer la biodiversidad del entorno de la bodega y disfrutar de un aperitivo con cava y vino.

 

 

También la Ruta del Vino de la Rioja Alavesa ofrece, del 5 de septiembre al 12 de octubre, una experiencia de la vendimia dirigida a todas las edades, que permite conocer todas las labores que se realizan desde el viñedo a la elaboración del vino. El paquete incluye visitas a bodegas, actividades en el propio viñedo, degustación de mosto y vino con un aperitivo y una comida típica riojana con menú especial para los más pequeños (Más información en Thabuca).

 

Para aquellos que van en busca de aventura, la oferta para niños de la Ruta de la Garnacha incluye visitas a bodegas, rutas por la naturaleza, descenso en piraguas por el río Ebro, paseos a caballos entre viñedos y hasta tiro de trineos con perros (en función de la época del año) que nos guiarán por un paseo por los aromas frutales y florales, las variedades de la garnacha o una vendimia nocturna.

Categoria: